AGUA DE NIEBLA



LLOREN LAS AGUAS, CANTEN LAS RANAS, CONTÉNGANSE LOS VIENTOS

| Ejercicio mágico para cosechar agua |









︎︎︎






















AGUA DE NIEBLA

Lloren las aguas, canten las ranas, conténganse los vientos.
 Ejercicio mágico para cosechar agua 









Imagen 1: “Abre de I´sle de Fer”. Denys Thierry, 1683

Fuente: Allain Maneton Mallet, Description de I’Univers, t.3, Paris.


Imagen 2: Diagrama base del proyecto presentado a desarrollarse en la

Residencia  Artística Cocuyo, Cachipay, Cundinamarca, Mayo de 2021. Andrea Marín







︎︎︎︎︎︎︎︎︎


AGUA DE NIEBLA
Lloren las aguas, canten las ranas, conténganse los vientos.
|Ejercicio mágico para cosechar agua|
A lo largo de los andes, distintas comunidades originarias practican los llamamientos de agua en diferentes ceremonias, rituales y pagamentos que buscan atraer, mantener y preservar el recurso vital. El tributo al agua ocurre desde tiempos remotos cuando habitantes de esta larga cordillera solicitaban a entidades poderosas que mantuviera el apreciado líquido para sus cosechas y su cotidiano vivir. Lagunas, ranas, cerros, vientos, muertos y santos siguen siendo consultados hoy para el favor de la lluvia.

Agua de niebla, es un proyecto agenciado en la compresión que pueda advertir el uso de imágenes precolombinas, conjunta meditación, observación y praxis de operaciones mágicas empáticas, que se corporiza en la construcción de un atrapanieblas.

El proyecto, pretende entonces invocar desde la imagen, en tanto operatividad mágica, y desde el atrapanieblas, como aparato o dispositivo, el llamamiento de agua. Un ejercicio mágico anclado en la operación cósmica de la circulación del agua: montañas - manantiales - campos - ríos – evaporación - agua contenida, que busca conjurar, en rogativa, el tiempo bueno.

El diseño del atrapanieblas propuesto, busca al tiempo, aprovechar desde las implicaciones del tejido, como práctica comunitaria y ritualista, indagar en ciertas representaciones iconográficas de textiles, cerámicas o pictogramas de la cultura Panche,  
una forma de operatividad anfibia que resalta el pensamiento mágico en circunstancia con el agua. La inclusión tejida de iconografías llamadoras de agua en el atrapanieblas, posibilita un vínculo con formas de cosmogonía ancestrales que, por las extirpaciones coloniales, han estado rotas.

La Residencia Cocuyo está ubicada en medio de un ecosistema de bosque de niebla en los andes colombianos, cualidad que posibilita la eficiencia del sistema propio de los atrapa nubes por un lado, y no menos importante, invoca a través de la memoria sociocultural de la región, los saberes mágicos de reciprocidad con el agua de las comunidades originales. La continuidad en la representación iconográfica de las ranas, recuerda la habilidad del pueblo Panche que habitó este territorio y que encuentra en las iconografías anfibias sus agencias poéticas.

Estas dos condiciones de posibilidad: agencia mágica y bosque de niebla, sumado al trabajo del tejido, como espacio político  comunitario,  me animaron a proponer para esta residencia, el diseño y construcción de este dispositivo, un atrapa nieblas que, dibujado con trazas iconográficas Panche, pretende hacer un conjuro que armonice el recurso hídrico sostenible. Un conjuro para recomponer el acto, para sanar, para preservar y mantener este recurso vital.
















HOSPEDANTES




PIEZAS DE MADERA,PIELES TEJIDAS CON HILO CÁÑAMO,REPOSADAS EN FILA DE URAPANES

|INSTALACIÓN|

HOSPEDANTES


Instalación

Piezas de madera encontrada, arropadas con pieles tejidas con hilo de cáñamo yreposadas en fila de Urapanes.
Dimensiones variables.
2017